Cultura

publicidad
26 de julio de 2012 • 18:22

Más calidad de enseñanza y nuevas titulaciones para actualizar el Cervantes

El Instituto Cervantes, en su afán por proyectar la cultura hispana con la enseñanza del español como punto de referencia, adaptará su estructura, funcionamiento y titulaciones a las nuevas realidades de un mundo globalizado, condicionado por las nuevas tecnologías y ahora zarandeado por la crisis económica.

"Hay que buscar otros horizontes de altura porque ya se han agotado unas etapas tan importantes como la enseñanza del español", ha reflexionado ante los medios informativos el director del Instituto Cervantes, Víctor García de la Concha, antes de difundir las conclusiones de tres días de trabajo en la ciudad de Salamanca.

La entidad que dirige "debe mejorar la calidad de la enseñanza del español y de los métodos empleados, sobre todo de la formación de profesores", ha añadido De la Concha como colofón a un encuentro de trabajo que estos días ha reunido en la capital salmantina a los directores de los institutos y centros asociados en el mundo.

Como ejemplo de adaptación a la "nueva realidad", ha puesto el proyecto de expansión en los centros de excelencia de las grandes universidades de Estados Unidos, y advertido de que el Instituto Cervantes no debe olvidar que, más allá de la conocida como Marca España, debe aportar una dosis de calidad como elemento promotor de la cultura hispana, ya que de lo contrario "puede morir de éxito".

Otra de sus estrategias se centrará en "más titulaciones acordes con un mercado cada vez más complejo y diversificado", por lo que se podrá obtener por internet el Diploma de Español como Lengua Extranjera (DELE), y se pondrán en marcha diplomas específicos para profesionales.

Se ha referido también a la sostenibilidad económica en estos tiempos de crisis, al anunciar la próxima puesta en marcha de una nueva área dedicada al análisis y la elaboración de estrategias.

García de la Concha ha anunciado que el Cervantes lidera una solicitud conjunta con sus homólogos alemán, británico e italiano "para que la UE les asigne la formación de diputados y personal" de las instituciones comunitarias.

Ha destacado asimismo la creación de un observatorio permanente de la evolución del español en Estados Unidos, para analizar cómo influye el idioma español en el inglés.

El Instituto Cervantes también ha considerado el idioma como una fuente de riqueza, para lo que "seguirá trabajando" en consolidar este sector.

En datos concretos, el pasado año este organismo ingresó 38 millones de euros por "las actividades relacionadas con la enseñanza del español para extranjeros".

Pero una de las ideas que más preocupa a De la Concha es afianzar el español "como segunda lengua internacional", con la intención de que sea no solo un instrumento de comunicación de las personas, sino también de las culturas, y que relacione "las ciencias hispanas con las sajonas".

"El Cervantes ha cubierto una etapa de la enseñanza del español como lengua de comunicación inmediata y ahora debe cumplir la etapa de comunicación intercultural, que abre las puertas a conocer a través de la lengua la cultura y la vida de un país", ha precisado.

Por su parte, la Universidad de Salamanca ha dado a conocer que el Instituto Cervantes va a acoger una muestra itinerante sobre el Premio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana, que patrocina esa institución académica.

EFE en español EFE - Agencia EFE - Todos los derechos reservados. Está prohibido todo tipo de reproducción sin autorización escrita de la Agencia EFE S/A.