inclusão de arquivo javascript

X Factor UK: última semana de audiciones | TV Show
X Factor UK: última semana de audiciones | TV Show

TV Show

X Factor UK: última semana de audiciones

0 Comentario

Una de las cosas positivas que tienen los talent shows y los reality shows fuera de nuestro país es que no hace falta disponer de una esperanza de vida superior a los 85 años para poder verlos. Mientras que las galas de ‘La Voz’ duran más o menos lo mismo que estuvo Brad Pitt en El Tibet y las diferentes fases del programa se alargan durante meses, fuera de nuestras fronteras saben que estirar demasiado la goma puede cansar a la audiencia y que, además, acabará dándote en la cara.

Por eso en ‘X Factor UK’ esta cuarta semana de audiciones es la última de esta fase del programa, dando comienzo el bootcamp que previsiblemente durará otra semana, y posteriormente las judges houses la semana posterior, tras lo cual darían comienzo las galas en directo. Es, por lo tanto, la última oportunidad que tenemos de conocer a quienes serán las estrellas del programa este año, y aunque la calidad en general de estas audiciones dista mucho de las de años pasados, si es cierto que el programa se guarda siempre algunos ases en la manga para el bootcamp que no nos habían mostrado con anterioridad o que nos habían mostrado muy de pasada. 

Veamos lo que sí nos han enseñado esta semana:

Joseph Whelan ya participó en los castings el año pasado y se hizo bastante conocido por ser nu DILF en toda regla. No es que cante demasiado bien porque se empeña en ir de rockero para que le pegue con los músculos y los tatuajes y hay veces en las que parece que se va a desgañitar. Pero tiene un hijo adorable y cuando lo coge en brazos es doblemente adorable y es simpático y este año entra casi seguro. A pesar de que se empeñe en cantar Bon Jovi.

El drama de esta semana ha venido de la mano de Hanna Sheares y su grupo The Daisy Chains. Las tres chicas se presentaron a la audición a puerta cerrada y los jueces les dijeron que solo querían a Hanna porque las otras dos más que nada estorbaban. Como podéis imaginar las chicas no se lo tomaron muy bien y la pobre Hanna se tuvo que enfrentar al hecho de que sus amigas no querían que triunfara en solitario. Pero ella se pasó a sus amigas por donde quiso y aceptó las propuesta del jurado. Y oye, directa al bootcamp.

Ryan Mathie es el feo que tiene una voz única de este año, como pasara el año anterior con el propio ganador, James Arthur. En las audiciones a puerta cerrada dejó al jurado impresionado tanto por su capacidad vocal como por lo rojo de sus mofletes, que era una cosa loca y parecía que iban a explosionar. En el cásting frente a la audiencia se le fue un poco la olla e hizo una versión no muy acertada de ‘Get lucky’, pero aún así se nota que el chaval vale, y no lo dejaron escapar.

Andrea Magee es profesora de música, compone y canta habitualmente en un bar de su localidad; y madre mía, como se nota. Su imagen es un poco como si Pink! hubiera decidido de repente ser un poco más femenina. Un poco más, sin pasarnos demasiado. Pero cuando canta parece que sea un disco lo que está sonando. Tiene lo que los angloparlantes llaman “recording voice” y además tiene pinta de ser la típica vecina maja. Quizá le falte un poco de personalidad, pero todo se puede pulir.

Y al que desde luego lo que le falta no es personalidad es a Sam Callahan. Llamado a ser uno de los chicos guapos de esta edición (si no EL chico guapo), Sam no es nuevo en esto y había publicado ya algún single con anterioridad, además de tener muy claro lo que tiene que hacer para ganar promoción. No es el que mejor canta del mundo, de acuerdo, pero es joven, guapo y tiene cara dura. Tampoco hace falta mucho más.

Puede que la cara de Lorna Simpson os resulte familiar, pero eso es porque es como si Rihanna se hubiera hartado a donuts durante ocho semanas. Volvemos a lo de siempre, siendo negra y entrada en kilos, la experiencia me dice que debería cantar muchísimo mejor. Pero también ir con una canción de Whitney Houston a una audición es de tener muchas narices. Y oye, aunque solo sea por el valor, adelante.

Y para terminar, dos grupos: una girlband llamada Xyra y una boyband llamada Code 4. Mientras que ellas tienen un rollazo y cantan muy bien, adolecen de fuerza, y en directo se las ve bastante sosas, pero seguro que con eso se puede hacer algo y la materia prima la tienen. Ellos, por su parte, se marcan una performance bastante sorprendente, pero cantan menos que Sonia Monroy. A los dos los veremos la semana que viene en el bootcamp.

¿Creéis que este año están flojos de material? ¿No echáis de menos a jueces con más personalidad como Simon o Cheryl?

kortvex kortvex

kortvex

Los afilados dedos de Kortvex llegan a Terra para sacarle el jugo a la televisión: realities, talent show y todo lo que brille en la TV.



comparte y suscríbete al blog




Sorry, your browser does not handle frames!<a href="http://www.terra.com.br/"> terra </a>

 
 
Leia também X TV Show se despide